miércoles, 11 de junio de 2014

Sismos. Tlatelolco a revisión

Miguel Angel Márez Tapia*
 
Foto de SMI Cuauhtémoc 

A partir de los recientes sismos que se han sentido con intensidad en la ciudad desde el pasado 18 de abril hasta la fecha, Tlatelolco ha regresado a una dinámica de incertidumbre sobre la seguridad de los edificios en la Unidad. Vivir en Tlatelolco a lo largo de estas semanas ha ido recogiendo la opinión de muchos vecinos donde se palpita y percibe el temor, el primer efecto es la movilidad de tlatelolcas, inmediatamente surgen anuncios de venta o renta de departamentos para mudarse a otra colonia o ciudad.

Sin embargo, nos hemos podido percatar de otro fenómeno, la inquietud de residentes de edificios tipo C  y las torres Tipo M (Eje Central) y N (Paseo de la Reforma) que desean mudarse a edificios menor altura y niveles dentro de Tlatelolco,  han anunciando la permuta o cambio de su departamento por otro en edificios a su consideración, mucho más seguros de aquellos inmuebles que superan los ochos pisos, en particular nos referimos a los edificios Tipo A y B, aún cuando éstos en particular no entraron directamente en el Programa de Reconstrucción de Nonoalco Tlatelolco (PRENT), es decir no fueron reforzados, ni tampoco se le realizaron estudios profundos, éstos representan la mayor concentración de vecinos en todo Tlatelolco, son 60 edificios en total y la percepción vecinal recabada por este órgano informativo nos ha permitido observar que son considerados por lo general mucho más seguros a comparación de otros con más pisos y altura.

Los últimos sismos han provocado diversas reacciones y exigencias vecinales solicitando estudios de desplome a los edificios y revisiones a departamentos, Norma López a través de redes sociales cuestionó una exigencia tlatelolca añeja de muchas voces a autoridades de distintos niveles por grupos vecinales, grupos en redes sociales  y comités ciudadanos. “¿Qué necesitamos para que nos instalen alertas sísmicas para Tlatelolco?” Debemos recordar que las alertas sísmicas en la Unidad están localizadas en los centros educativos únicamente.   

Bajo este contexto de incertidumbre y temor, la Sociedad Mexicana de Ingenieros del Distrito Federal (SMI-DF), a través de su filial en la Delegación Cuauhtémoc ha iniciado visitas a Tlatelolco de manera gratuita y voluntaria, donde realizan brigadas para realizar supervisiones oculares a estructuras o departamentos por medio del apoyo de la Coordinadora de Residentes de Tlatelolco (CRT) que ha colaborado con los ingenieros del SMI-DF para hacer conjuntamente visitas a edificios y departamentos.

Por su parte, la Delegación Cuauhtémoc anunció a través de su titular, Alejandro Fernández Ramírez, que buscará una ampliación presupuestal a los recursos de la Delegación Cuauhtémoc, entre el gobierno del Distrito Federal y la Asamblea Legislativa, además del Fondo de Aportaciones para la Infraestructura Social (FAIS) para hacer estudios a los 90 edificios de Tlatelolco, los cuales estimó en cien mil pesos cada uno.

“Estoy buscando la posibilidad de que generamos un recurso para que hagamos estudios de desplome y se puedan hacer en los 90 edificios de Tlatelolco, sería importante hacerlo ahí, pero necesito más recurso, vamos a solicitar ampliación al gobierno de la ciudad y a la ALDF y que a partir del recurso del FAIS pudiéramos hacerlo”, dijo Fernández.

Calculó el delegado que si logra obtener los recursos para Tlatelolco entre mayo y junio, los resultados de los estudios que realice el Colegio Nacional de Ingenieros Arquitectos con quien la Delegación Cuauhtémoc tiene convenio, podrían darse a conocer en noviembre, mes cuando la U.H. Tlatelolco cumple oficialmente 50 años de antigüedad.

*Antropologo

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada